El Colegio de Médicos le declara la guerra a las pseudociencias

 

 

24.07.2018 | 13:52

 
Imposición de manos a un paciente

El Colegio de Médicos de la Región de Murcia ha declarado la guerra a las pseudociencias y ha elaborado una propuesta de plan para acabar con el uso de estas terapias sin base científica debido el crecimiento que se ha producido en los últimos años y el peligro que supone su aplicación para la seguridad de los pacientes.

Este documento ha sido elaborado por la Comisión de Seguimiento contra las Pseudociencias, Intrusismo y Publicidad Engañosa del Colegio de Médicos, creada en enero de 2018, que tiene como fin hacer un seguimiento de las terapias que no cuentan con aval científico y servir de alerta para impedir prácticas que atenten contra la salud de los pacientes.

 

El plan contempla tres acciones distintas: una propuesta de decálogo dirigida a profesionales; una propuesta de funcionamiento de la Comisión de Seguimiento frente a las pseudociencias, intrusismo y de control de la publicidad sanitaria; y una propuesta de seguimiento que se extienda a todos los colegios profesionales.

Para la elaboración del decálogo el Colegio ha obtenido el listado de clasificación del Observatorio de la Organización Médica Colegial contra las Pseusociencias, Pseudoterapias, Intrusismo y Sectas Sanitarias. Esta lista enumera los nombres de las distintas terapias (un total de 33) y su nivel de riesgo para la seguridad de los pacientes, así como los colegios profesionales afectados por dicha actividad.

Por ello, el Colegio de Médicos propone también un seguimiento por parte de todos los colegios profesionales sanitarios: Enfermería, Farmacéuticos, Fisioterapeutas, Psicólogos y Dietistas y Nutricionistas.

De esta forma, el Colegio de Médicos de la Región de Murcia se adhiere al posicionamiento de la Organización Médica Colegial sobre las pseudociencias y que viene a señalar que "o forman parte del acto médico aquellas acciones u omisiones que, al margen del ejercicio de la Medicina, un ciudadano con la condición de licenciado o especialista pueda realizar en relación a sus convicciones, creencias, tendencias, ideología o cualquier otra circunstancia".

Asimismo, el artículo 26.2 del Código de Deontología Médica indica que "no son éticas las prácticas inspiradas en el charlatanismo, las carentes de base científica y que prometen a los enfermos la curación, los procedimientos ilusorios o insuficientemente probados que se proponen como eficaces, la simulación de tratamientos médicos o intervenciones quirúrgicas y el uso de productos de composición no conocida".

La Comisión de Seguimiento contra las Pseudociencias, Intrusismo y Publicidad Engañosa del Colegio de Médicos está presidida por la presidencia del Colegio, Isabel Montoya. Completan su estructura, los vocales María José Lázaro, José Antonio Molina, Santiago Poveda y José Carlos Ñíguez.

El Colegio de Médicos recuerda que cualquier profesional o ciudadano puede detectar una práctica peligrosa y que debe ponerlo en conocimiento del Colegio, a través de la página web colegial (ventanilla única para colegiados y ventanilla única para ciudadanos), o enviando un correo electrónico a infogeneral@commurcia.es.

El decálogo

1. Informarse sobre qué son las pseudociencias y la poca base científica que les sustenta.

2. No difundir o publicitar prácticas terapéuticas sin aval científico entre los pacientes. Plantear siempre alternativas terapéuticas válidas.

3. No mostrar en consulta actitudes permisivas o indiferentes cuando el paciente comunique que ha iniciado este tipo de terapias.

4. Plantear tratamientos fútiles, aún sin provocar daño, supone una falta al Código Deontológico y a los principios de la Ética.

5. Denunciar si el empleo de estas pseudoterapias está causando daño u ocasionando una pérdida de oportunidad terapéutica en un paciente.

6. Informar al paciente cuando no exista tratamiento o alternativa terapéutica eficaz para su enfermedad, ofreciendo si son precisos unos cuidados paliativos adecuados.

7. No mostrar, en el lugar de trabajo, publicidad relacionada con procedimientos o terapias engañosas.

8. Colaborar con las organizaciones sanitarias, colegios profesionales y sociedades científicas en la difusión de mensajes claros en contra del uso de este tipo de terapias.

9. Cuestionar los estudios que muestran efectos beneficiosos de este tipo de terapias, realizando una lectura crítica de los mismos.

10. Recordar siempre la máxima 'Primum Non Nocere'.

 

Fuente: https://www.laopiniondemurcia.es/comunidad/2018/07/24/colegio-medicos-le-declara-guerra/940971.html

Compartir en... Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Google+
© UPA - Unión Profesional de Alicante
Esta web utiliza cookies…+info